Imprimir
Categoría: El ruido
Visto: 174
Feature on Home
Feature order
Watch
https://video01.timelesstoday.tv/topics/en/220131_1_How_Its_Supposed_to_Be_EN/640_360,1280_720,1920_1080,320_180,480_270,master.m3u8?subtitles=en,es,fr,it,pt,el,zh,ja,de
Watch Title
Ver
Watch Duration
540
Subtitle track
Listen
Listen Duration
420
Listen Title
Listen
Heading 1 / Youtube ID
Text Content 1

Deja el ruido atrás. Embárcate en el camino hacia la paz interior.

poster
Default Subtitle Language

Prem Rawat:

Hay un dicho sobre la tradición. (Me encanta. Me gusta mucho este dicho). Es algo así:  “Tradición, ¿qué es tradición? Es la presión de grupo de los muertos”. Están muertos; ¡se fueron! Pero la presión sigue ahí.

Ahí están ellos: “Eso debe ser así; eso debe ser así; eso debe ser así”. Esta es la cinta que se reproduce en tu cabeza, y condiciona tus elecciones.

En gran medida, lo que sea que ocurre no  lo hemos elegido nosotros. Por mucho que nos guste creer que sí. No es así.  Es la cinta que se reproduce. Yo lo llamo "ruido". ¿Tú cómo lo llamas?

Es ruido “Esto tiene que ser así, esto tiene que ser así; esto tiene que ser así; esto tiene que ser así.... Tienes que sentarte a la derecha; tienes que sentarte a la izquierda; tienes que hacer esto y tienes que hacer lo otro...” Ruido, ruido, ruido, ruido, ruido, ruido, y toda esta vida se llena de ruido.

Y en medio de este ruido, ¿queremos sensatez? Con todo este ruido, ¿queremos claridad? En medio de este ruido, ¿queremos ser felices? ¡Estás pidiendo demasiado! Estás pidiendo demasiado. Porque eso no va a pasar.

Tal como  hemos estructurado nuestra vida, ésta se ha vuelto tan complicada, tan increíblemente complicada, que el camino hacia la paz es ahora en verdad, muy muy difícil.

Cuando el deseo de paz es simple, el camino de vuelta a casa... Es la única forma. Sólo así vas a poder experimentar paz en tu vida: regresando a tu hogar; a la casa que tienes aquí, dentro de ti ¡No aqui! Sino aquí, en ti. Es la única forma en que vas a experimentar paz.

¡Solo vas a experimentar paz el día que te pongas en contacto contigo! Y ese proceso de ponerte en contacto contigo es difícilisimo, porque nos hemos alejado mucho de nosotros mismos.

Ahora... este es el problema. Este es el verdadero problema. Ahora, no reconocemos nuestra casa. No reconocemos nuestro hogar. Y cuando no reconoces tu casa, puedes tenerla delante de ti y decir: "¿Qué, esa es mi casa?"

Tú ya tienes una idea preconcebida de cómo es tu casa. Por completo. Cuando tus conceptos no coinciden con la realidad: “¿Esa es mi casa? Esa no es la casa que quiero.”

Pero el “hogar” no es eso; el hogar es el hogar. El hogar es ese lugar al que llegas, cierras la puerta, y estás en tu mundo. Eso es el hogar. Todo, todo es familiar.